Qué son y cómo funcionan los radares anti-frenazo de la DGT

Con este nuevo sistema la DGT quiere evitar que los conductores alcancen límites de velocidad imprudentes

Marina Baranova » 15 de enero, 2020

Para evitar que los conductores levanten el pie del acelerador para ajustarse a la velocidad de la vía justo antes de pasar por un punto de control de velocidad, la Dirección General de Tráfico (DGT) está probando en Navarra un nuevo método a la hora de colocar sus cinemómetros conocido como radar anti-frenazo.

Este nuevo truco de la DGT es muy similar al de los radares en cascada, aunque funciona a la inversa. El método de los radares en cascada consiste en colocar un radar móvil algunos metros después del radar fijo, de forma que si una vez pasado el radar fijo, debidamente señalizado, el conductor acelera pensando que el peligro de ser multado por exceso de velocidad ha remitido, se encontrará con un segundo radar móvil preparado para multarle. Por el contrario, en los radares anti-frenazo el radar móvil se coloca muchos metros antes del radar fijo para pillar desprevenidos a los conductores y registrar su velocidad real de circulación.

En un principio los radares en cascada tuvieron un gran éxito. Sin embargo, fueron muchos los conductores que tomaron nota de su funcionamiento y para evitar sanciones no aceleraban en un par de kilómetros tras pasar por el radar fijo. Por este motivo, la DGT ha decidido realizar la misma jugada pero al revés.

Los radares anti-frenazo detectan la velocidad real de circulación
Los radares anti-frenazo detectan la velocidad real de circulación | Foto: Pxhere

Este nuevo método que ya se ha puesto en marcha a petición del fiscal de Seguridad Vial de la Comunidad Navarra, tiene como objetivo principal concienciar a los usuarios de la vía de que hay que respetar la velocidad establecida en las carreteras, antes o después de pasar por un radar. Gracias a esta medida la DGT busca evitar que los conductores alcancen límites de velocidad imprudentes.

Durante los últimos años hemos visto como la DGT ha estado probando distintos métodos para disminuir el número de víctimas al volante, como por ejemplo, las líneas verdes pintadas en las carreteras de Palencia. En cuanto a los radares anti-frenazo, de momento se desconoce si son una estrategia puntual de la DGT o si tras analizar los resultados obtenidos en Navarra se aplicarán en las carreteras de todo el país.

También »  Nuevo Concept 508 Peugeot Sport: La cara más deportiva de la electricidad