¿Cuánto cuesta instalar un punto de recarga de coche eléctrico en casa?

Cada vez hay más vehículos eléctricos, por lo que es fundamental saber cómo instalar un punto de recarga en un garaje comunitario y cuánto nos puede costar

Marina Baranova » 26 de agosto, 2019

Cada vez son más los conductores que se plantean la compra de un vehículo eléctrico. Aunque se trata de coches más caros, este sobrecoste se puede amortizar si el uso del automóvil va a ser intenso, sobre todo, por el centro de las grandes ciudades. No obstante, para disfrutar de un coche eléctrico es fundamental poder cargarlo en casa. Por ello, es importante saber cómo instalar un punto de recarga y cuánto nos puede costar instalarlo en un garaje comunitario.

¿Cómo puedo instalar un punto de recarga en un garaje comunitario?

El artículo 17.5 de la Ley de Propiedad Horizontal facilita la instalación de un punto de recarga de coche eléctrico en un garaje comunitario para uso privado. No obstante, el interesado está obligado a informar previamente a la comunidad a través de su presidente o administrador. Para poder instalar el punto de recarga no es necesario ningún tipo de aprobación por parte de los vecinos, aunque el Race recomienda guardar una copia del documento con su fecha, sello y firma, en el que conste el tipo de instalación y la fecha en la que se iniciará la obra.

Para poder cargar un vehículo eléctrico en un garaje comunitario, el cargador debe estar instalado en una plaza individual, por lo que su propietario debe asumir el coste de la instalación y del consumo de electricidad. Debemos tener en cuenta que se necesitará autorización por parte de la comunidad si al llevar a cabo la instalación se necesita realizar la conexión de la derivación a un contador comunitario o si es necesario hacer una preinstalación en el edificio.

Si se da el caso y más vecinos quieren cargar un coche eléctrico, es recomendable, para evitar problemas, aprobar una serie de normas internas con el objetivo de que todos los propietarios que estén interesados en tener un cargador de coche eléctrico sigan los mismos criterios para la instalación. El Race también recomienda realizar una preinstalación común para todo el garaje que garantice el suministro cuando la demanda sea mayor, aunque esta opción debe estar aprobada por absolutamente todos los vecinos.

El Race recomienda realizar una preinstalación común para todo el garaje, que garantice el suministro cuando la demanda sea mayor
El Race recomienda realizar una preinstalación común para todo el garaje, que garantice el suministro cuando la demanda sea mayor

¿Cuánto cuesta instalar un punto de recarga en casa?

Normalmente, las marcas que venden coches eléctricos ofrecen distintas promociones para instalar el punto de recarga en casa de sus clientes. Algunos fabricantes de automóviles también regalan el punto de carga y su instalación, y desde el concesionario suelen orientar a los usuarios sobre el punto de recarga que necesita su vehículo en función de la batería que incorpora. Tampoco debemos olvidar consultar las ayudas públicas actuales para la instalación de puntos de recarga, como por ejemplo el Plan Moves.

Si el concesionario y la marca no se hacen cargo de la instalación, la única opción que nos queda es la de contratar los servicios de un instalador electricista autorizado y cumplir con la normativa que establece el Reglamento Electrotécnico de Baja Tensión sobre la instalación de puntos de recarga en garajes.

Debemos tener en cuenta que según el tipo de vivienda y las necesidades del cliente, existen distintas opciones para cargar un vehículo eléctrico:

  • Punto de recarga en un garaje individual de una vivienda unifamiliar: en este caso se puede conectar el vehículo a una toma doméstica de 16A sin un coste adicional, únicamente el consumo de electricidad que conlleve. El inconveniente de la toma doméstica convencional es que la recarga se hace a baja potencia (2,3 kW) y es menos segura.
  • Punto de recarga tipo wallbox o base mural: el precio del equipo está entre los 100 y los 350 euros, a lo que hay que sumar el coste de la instalación de un circuito exclusivo, que será más caro cuantos más metros de cable se necesiten hasta llegar al contador individual. El precio de la instalación ronda entre los 400 y los 700 euros. De este modo, la instalación de este tipo de recarga se sitúa aproximadamente en los 1.000 euros, aunque no suele superar casi nunca esta cifra.
  • Edificios de nueva construcción: el Real Decreto de 2014 obliga a que todos los edificios de nueva construcción lleven una preinstalación del punto de carga, con el fin de facilitar la posterior instalación de los espacios de recarga que sean necesarios.

El consumo de electricidad del punto de recarga va asociado al contador de la casa del interesado, aunque en caso de que el garaje no esté en el mismo edificio de la casa, el espacio de recarga debe equipar un contador propio.

También »  Rolls-Royce Wraith Eagle VIII: Una edición especial que cuenta una historia fascinante