Mercedes-Benz GLC: Estética y tecnología

La marca de la estrella configura este nuevo modelo en carrocerias SUV y Coupé con asistentes que permiten una conducción semiautomatizada y nuevos y eficientes motores

D. Fernández / J. Pino | Munich, Alemania » 11 de julio, 2019

Ubicada en Stuttgart localidad situada al sureste de Alemania, Mercedes-Benz, marca Premium de automóviles, comercializará a lo largo del verano un nuevo modelo del segmento SUV. Se trata del GLC que la marca germana también configurará en versión Coupé el primero en longitud de 4,67 metros y el segundo algo más largo, 4,74. Diseñadores e ingenieros trabajaron de la mano para ofrecer dos vehículos con renovación estética y técnica.

El nuevo Mercedes-Benz GLC SUV y Coupé recibe innovaciones en varios apartados cómo son diseño, propulsión, sistemas de asistencia a la conducción, tren de rodaje, sistema de infoentretenimiento y confort.

Mercedes-Benz GLC SUV
Mercedes-Benz GLC SUV

El antecesor de este GLC está considerado el SUV más popular de la marca y entre los atributos más destacados se cuentan sus excelentes propiedades de conducción, tanto en carretera como fuera del asfalto, su espaciosidad, su funcionalidad y el nivel de confort que ofrece a todos sus ocupantes. A ello se añaden una presencia más señalada, un nuevo concepto de manejo, el sistema de infoentretenimiento MBUX, innovadores sistemas de asistencia a la conducción y una nueva gama de motores.

Mercedes-Benz GLC SUV
Mercedes-Benz GLC SUV

Carácter deportivo

El diseño exterior se caracteriza por su matiz deportivo. Las superficies de contornos musculosos y detalles vistosos con elementos cromados que se extienden desde el frontal hasta la zaga y forman parte del equipamiento de serie y acentúan su marcado carácter todoterreno, al igual que los faros de nuevo diseño y la calandra del radiador con contornos acusados.

Por su parte, el GLC Coupé se caracteriza por su porte dinámico y su elegante silueta demostrando la marca de Stuttgart que es posible conciliar de forma sumamente armoniosa los rasgos estéticos de un coupé con los de un SUV.

Mercedes-Benz GLC Coupé
Mercedes-Benz GLC Coupé

El habitáculo, amplio y confortable, conjuga un acabado de alta calidad y un manejo sencillo e intuitivo con materiales nobles, como madera de poros abiertos. Ambas versiones del GLC equipan de serie el moderno sistema de infoentretenimiento con funciones de aprendizaje MBUX – Mercedes-Benz User Experience. Entre sus aspectos más atractivos cabe destacar las numerosas posibilidades de manejo intuitivo, sea mediante elementos táctiles, sea por reconocimiento de gestos (con ayuda del asistente para el interior MBUX) o utilizando el sistema de mando fónico optimizado (“Hey Mercedes”) equipado de serie.

Los sistemas de asistencia a la conducción permiten una conducción semiautomatizada en determinadas situaciones y el paquete de asistencia a la conducción incluye funciones incluidas en la Clase S.

Interior del Mercedes-Benz GLC
Interior del Mercedes-Benz GLC

A nivel dinámico, junto al tren de rodaje de serie Agility Control se ofrece por primera vez en el GLC SUV el tren de rodaje mecánico Dynamic Body Control con amortiguación regulable. Quien quiera disfrutar de mayor confort y deportividad puede elegir el tren de rodaje con suspensión neumática Air Body Control. Las grandes ruedas con llantas de hasta 21 pulgadas otorgan un porte musculoso.

Por otro lado, el control de confort Energizing opcional conecta en red diversos sistemas de confort en el vehículo y hace uso de los equipos de iluminación y reproducción de música para crear los más variados programas de bienestar. El servicio Energizing Coach recomienda el programa adecuado en función de la situación. Por primera vez pueden adquirirse con el GLC y el GLC Coupé asientos multicontorno.

Mercedes-Benz GLC SUV
Mercedes-Benz GLC SUV

Nueva generación de motores

En lo que se refiere a motores, los nuevos GLC equipan la nueva generación de motores de gasolina y diésel de cuatro cilindros de Mercedes-Benz que compaginan potencia con eficiencia. La marca alemana dota a este SUV con 5 motores, dos gasolina de 197 y 258 caballos y tres diésel de 163, 194 y 245 cv. Los consumos en diésel se sitúan en sólo 5,2 litros entanto que los motores de ciclo Otto parten de 7,1 litros. Todos los propulsores van asociados a una caja automática de 9 velocidades 9G-Tronic y a un sistema de tracción integral 4Matic.

Mercedes-Benz GLC SUV
Mercedes-Benz GLC SUV

El sistema eléctrico de 48 voltios con EQ Boost hace posible implementar funciones adicionales en los modelos de gasolina, que contribuyen a reducir el consumo de combustible y a aumentar la agilidad y el nivel de confort. Todos los motores diésel cumplen ya la norma Euro 6d (RDE – Real Driving Emissions, nivel 2), que será vinculante a partir del 1 de enero de 2020.

En la actualidad, la marca con la estrella cuenta con siete modelos en la categoría de los SUV —GLA, GLC, GLC Coupé, GLE, GLE Coupé, GLS y Clase G— y goza de un éxito notable en este segmento. Los SUV constituyen un pilar decisivo en la cartera de productos de Mercedes-Benz.

Mercedes-Benz GLC SUV
Mercedes-Benz GLC SUV
También »  Ya se pueden pedir los nuevos Mercedes-Benz GLE 350 d 4MATIC y GLE 400 d 4MATIC